Redacción ELPOLI.pe

Considerado una locura, por las altas temperaturas que calientan Doha en esta época del año, el maratón femenino, primera prueba que otorgó medallas en el Campeonato Mundial 2019, se desarrolló la medianoche de ayer con la presencia de las mejores fondistas del planeta. La vencedora fue la keniana Ruth Chepngetich con 2h32m43s, la peor marca de un oro en este género.

Publicidad

 

Iniciaron la competencia 68 atletas, pero solo culminaron 40. El 43% de las deportistas se retiraron, kilómetro a kilómetro, por la dificultad para correr en tales condiciones climáticas: la jornada nocturna en ese país del Oriente Medio registró 33 grados y 73% de humedad.

Para esta prueba, muchas de las participantes se prepararon con la tecnología más avanzada. Así, pues, la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF, por sus siglas en inglés) puso en acción, con la consigna de minimizar los riesgos, a 90 personas, vigilantes conectados cada 500 metros, control por televisión, bicicletas y cinco ambulancias.

Finalmente, junto a Chepngetich el podio lo completaron Rose Chelimo de Bahrain (2h33m46s), y Helalia Johannes de Namibia (2h34m15s). Cabe que resaltar que el reciente maratón está siendo considerado a nivel internacional como uno de los más vergonzosos, por todas las adversidades que tuvieron que pasar las atletas para completar el circuito en Doha.

Ahora, las alarmas están encendidas con lo que pueda ocurrir en los 50 km marcha, prueba que se desarrollará este sábado 28 de setiembre desde las 15:30 hrs. del Perú. Además, de lo que pueda suceder también en los 20 km marcha, donde tendremos la presencia de los peruanos Luis Henry Campos, José Carlos Mamani y Leyde Guerra.