Foto: FIVB

Redacción ELPOLI.pe

La selección peruana concluyó su participación en el Campeonato Mundial Sub-18 Egipto 2019 situándose entre las ocho mejores del planeta. El cuadro nacional, luego de caer en los cuartos de final, sostuvo dos encuentros posteriores y se ubicó en el octavo lugar del torneo.

Publicidad

 

Tras la dolorosa caída y eliminación ante Italia por 0-3, las dirigidas por Natalia Málaga siguieron afrontando partidos y midiéndose contra las potencias en su categoría. En busca de posicionarse en el quinto puesto, el Perú enfrentó a Rumania y a Rusia.

El primer rival a vencer fue el combinado rumano, segundo en el grupo C. Lamentablemente, y al cabo de tres sets, el duelo favoreció a las rumanas. Una historia similar fue la que ocurrió en el encuentro frente al sexteto ruso. La selección europea fue superada por Brasil en la etapa previa a las semifinales, por un muy ajustado 2-3, y se impuso a las nacionales por 3-0 (25-12: 25-16; 25-15).

Así, el país culmina un exigente torneo, que contó con la participación de 20 naciones. Con tres triunfos en el camino, el equipo peruano se despide del Campeonato Mundial que se celebra en El Cairo. La ilusión de llegar al podio se mantuvo intacta hasta las instancias decisivas; ahora, sigue la preparación para tentar la clasificación y afrontar este reto nuevamente en el 2021.