Es innegable la relación entre el deporte, la cultura y la tradición. Lo vimos en los Juegos Mundiales de los Pueblos Indígenas y recordamos que algunas de las disciplinas más practicadas en el mundo tuvieron su origen en las actividades cotidianas del hombre. En el Perú no somos ajenos a ello.

Si los asháninkas son duchos con el arco y la flecha (tiro con arco), si los atletas de la Sierra parecen ser incansables e inalcanzables (fondismo) y si en Madre de Dios son hábiles remando sobre una canoa (canotaje), en Chumbivilcas se destacan por la fuerza de sus puños.

En la tierra del Qorilazo, símbolo de la casta valiente de esta provincia del Cusco, nació el Takanakuy, tradición en la que dos personas arreglan sus problemas a puño limpio. No es una loa a la violencia, no es que no puedan dialogar; es, como cuentan los propios chumbivilcanos, liberar la “violencia mala” con “violencia buena”.

“Tenemos algún problema o alguna rencilla con algún vecino, paisano o amigo, entonces pactamos para diciembre y ahí lo resolvemos de manera pública. Son fechas específicas y el resto del año nos olvidamos. Es nuestra tradición”, dice el alcalde David Vera Castillo.

Hoy la cuna del Takanakuy ha abierto sus puertas al boxeo. Niños y adolescentes reciben clases a diario y, a través de la motivación y la enseñanza lúdica, aprenden la técnica de este deporte con Tyson de Dios Martínez, boxeador peruano medallista en los Juegos Bolivarianos 2009 y cuatro veces campeón nacional.

Alumnos como José Manuel, Nora Dolores y María Elena, entusiasmados por los entrenamientos, ya piensan en integrar una selección nacional. “Los muchachos hacen el trabajo físico naturalmente con sus actividades en el campo. Tienen esa energía positiva que los hace no tener miedo a nada”, cuenta el entrenador.

Además de existir un trabajo de masificación del deporte, este programa demuestra que es posible ofrecer las mismas oportunidades para todos. Los ejemplos dados nos hacen ver que, según sus costumbres, las personas son más competentes en la práctica de un deporte que de otro. Es labor de cada país identificar y potenciar aquella pericia. A seguir haciéndolo.

El video que mostramos ha sido elaborado por el Instituto Peruano del Deporte, entidad que viene impulsando este tipo de proyectos en distintas provincias del país.