Redacción ELPOLI.pe   

El POLI.pe a raíz de la extensa cuarentena que todos los peruanos estamos acatando por orden presidencial, entrevistó al profesor de Lógica y ajedrez Carlos Maury Escalante. Él labora en la Universidad Peruana de Ciencias Aplicadas y además es representante de la Fundación Kaspárov para Iberoamérica en el Perú.

Publicidad

 

Vía entrevista telefónica, el especialista propuso la práctica del deporte ciencia como alternativa lúdica y terapéutica para los adultos mayores durante el proceso de encierro preventivo: “Los seres humanos estamos en jaque por el coronavirus y encasillados como piezas en el tablero de la cuarentena. Esto produce mucha ansiedad, además, incertidumbre, emociones que rodean a los adultos mayores debido al lento e incierto proceso de la cuarentena. La estimulación cognitiva a través de la práctica del ajedrez constituye una preventiva y profiláctica estrategia que, sin ser farmacológica, permite ejercitar y reforzar las capacidades o habilidades intelectuales que en la tercera edad disminuyen”.

Hoy en día la tecnología permite, ya sea en la computadora, tablets o desde el celular, jugar ajedrez con otros aficionados del mundo entero a través de varias plataformas vía online. Nuestra sociedad necesita adultos mayores con buena salud mental y corporal. Todo esto está asociado con la adecuada actividad cognitiva.

“De forma particular tengo la experiencia de haber aprestado y ejercitado a adultos mayores con el mal de alzheimer, a niños con discapacidad cognitiva, a niños y adolescentes en situación de riesgo, entre otros. Experiencias en este campo se han desarrollado en Europa, específicamente en España”, añade Maury.

Sobre este último punto el especialista se refirió al psicólogo español Juan Montero Aleu, quien diseñó un programa de entrenamiento y rehabilitación cognitiva aplicado exitosamente en los adultos mayores. También hizo mención a un programa en Venezuela, donde el catedrático Uvencio Blanco Hernández, actual consejero de la Comisión de Ajedrez y Educación de la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE), desarrolló proyectos exitosos tanto en el área del ajedrez en las escuelas, como en el llamado “ajedrez social” en donde el ajedrez sirve como tratamiento de diferentes enfermedades o desordenes de la personalidad humana. La Federación Internacional de Ajedrez (FIDE) ha creado comisiones de trabajo denominadas “Ajedrez Social”.

Maury finalmente añadió: “Todo cerebro de quien practica ajedrez jamás se jubila”.