Foto: Franco Sánchez Rodríguez

Redacción ELPOLI.pe

Angélica Espinoza fue la elegida y quedará en los libros de historia. Una de las pioneras del parataekwondo peruano cuando inició dos años atrás, tendrá el honor y privilegio de ser la abanderada nacional en el desfile de la inauguración de los Juegos Parapanamericanos Lima 2019, que se celebrará el próximo 23 de agosto en el Estadio Nacional.

Publicidad

 

Campeona Parapanamericana en el 2018, cuarto puesto en el Mundial de Parataekwondo Londres 2017, medallista en los diversos Open realizados por la World Taekwondo, entidad que rige que este deporte a nivel mundial, son algunos de los logros que influenciaron en la designación de Espinoza para que porte el estandarte del Perú.

“A nivel nacional, espero que sea una gran oportunidad para demostrarle al país que no solo existe el fútbol y los deportes convencionales, sino que hay paradeportes donde las personas con discapacidad podemos ser igual o mejores”, suscitó la parataekwondista de 21 años a ELPOLI.pe.

Espinoza Carranza encabezará la delegación peruana más numerosa en una edición de los Juegos Parapanamericanos con 139 paradeportistas. Siendo esta la sexta, y estando de local, los representantes patrios tendrán la oportunidad de mejorar lo hecho en la Ciudad de México 1999, donde se logró un total de 11 medallas (tres de oro, cuatro de plata y cuatro de bronce).

Con la misión de ser la abandera, nuestra compatriota sabe que la gente estará siguiendo muy de cerca su participación en Lima 2019. “Esto ya me obliga a sacar el mejor puesto en el podio. Ser parte de este equipo, estar en el Perú y que los Juegos se hagan acá, ya es una presión bastante grande, no creo que nada pueda sumar; sin embargo, espero asimilarlo bien y que no me juegue en contra”, finalizó.

Angélica Espinoza subirá al tatami de los Juegos Parapanamericanos el 30 de agosto. Perteneciente a la categoría k44 de la división -49 kg, ella sabe que el camino será difícil, pero no se amilana con las rivales que pueda tener, al contrario, la motivación ahora es mucho mayor. Que la fiesta continúe.