Redacción ELPOLI.pe

Algo inaudito acaba de suceder con el destacado levantador de pesas español Marcos Ruiz. El pasado mes de mayo, Ruiz fue suspendido luego de que diera positivo por testosterona en un control previo al Campeonato del Mundo que se realizó el pasado noviembre en Anaheim (Estados Unidos). Ayer la Federación Internacional de Halterofilia (IWF, en inglés) notificó a la Federación Española  que el halterófilo podrá reintegrase próximamente.

Publicidad

Esto se debe a que la Agencia Estadounidense Antidopaje (USADA), quien fue la agencia que indicó el dopaje del deportista español, no ha encontrado la muestra B pues indica que ha desaparecido del almacén del laboratorio de Salt Lake City (Utah). Lo que manifestó la Federación Española de Halterofilia en un comunicado, fue que la USADA  le notificó a la Internacional que la muestra B ya no se encuentra disponible.

Para entrar en contexto, la muestra B sirve para que el atleta en cuestión pida que esta se use para realizar un contranálisis. Como la muestra A dio un resultado adverso, Ruiz solicitó que la segunda muestra sea abierta. Al no encontrarse ésta disponible, el halterófilo español queda absuelto ya que el resultado del control se considera negativo.

Marcos Ruiz es un joven con un futuro prometedor en cuanto al levantamiento de pesas se refiere. Culminó octavo en el pasado Mundial absoluto, ganó la medalla de plata en el Mundial Junior del 2016 y posee una presea de oro que consiguió en el campeonato europeo Sub-23.