Integración, etnias, deporte, cultura y amistad son los pilares de los I Juegos Mundiales de los Pueblos Indígenas que se realizan en Palmas, Brasil. Una delegación conformada por ocho etnias de distintas partes del Perú también participa en este certamen.

Representantes de Arawak (Amazonas), Arawak (Madre de Dios), S.G. Humanmarca (Pasco), Awajún (San Martín), Binchos (Ayacucho), Cachinchiya (Apurímac), Llañucancha (Apurímac) y Cocama Bora (Loreto) viajaron a la ciudad brasileña para compartir su cultura y celebrar la tradición de los pueblos nativos.

Junto a ello estarán 24 etnias de Brasil y delegaciones de Argentina, Bolivia, Canadá, Chile,  Colombia, Costa Rica, Estados Unidos, Etiopía, Filipinas, Finlandia, Gambia, Guatemala, Guyana Francesa, México, Mongolia, Nicaragua, Nueva Zelanda, Panamá, Pakistán, Paraguay, Rusia y Uruguay.

Todos participaron de una ceremonia de inauguración colorida y con el sello de la tradición de estos pueblos. No obstante, también se escucharon protestas de los asistentes contra el poco interés del gobierno brasileño por las comunidades indígenas.

Es que la presencia de la presidenta Dilma Rousseff no cayó muy en gracia, pues consideran que nada ha hecho por reivindicar los derechos de los indígenas y por el contrario, las decisiones de su gobierno siempre los han afectado para favorecer el supuesto “desarrollo” del país.

Los I Juegos Mundiales de Pueblos Indígenas durarán hasta el 1 de noviembre y tendrán deportes de integración y de demostración. ¿Quieres conocer un poco más de ellos y de la importancia que tienen en la vida de estas comunidades? Lee la siguiente nota.